Portada

Portada

miércoles, 6 de abril de 2011

Último Pleno y Nuevos Tiempos

La semana pasada tuvo lugar el último Pleno Ordinario de esta legislatura, la legislatura en la que por primera vez en la historia de Lanjarón, habéis podido ver los Plenos por televisión, evitando así muchos, no todos, de los rumores a los que es tan propensa la derecha de este pueblo.

Fue, según nos dijo, el último Pleno de Pepe Rubio, bueno en realidad, el penúltimo, aun nos queda uno que es para sortear que personas formaran las mesas electorales el 22 de Mayo. Al tratarse en ese Pleno datos de carácter personal no puede ser televisado. O sea, que era la oportunidad para quien fue Alcalde de este pueblo durante ocho años de despidirse, con elegancia y cariño, de todos sus vecinos. Sin embargo, este hombre ha sido fiel a sí mismo hasta el último momento, hizo un balance de esta legislatura, que, aparte de negativo, algo que yo por supuesto me esperaba, fue un discurso lleno de rencor, palabras gruesas, insultos y demás “recursos literarios” de su especialidad. Aun así, no hay mal que por bien no venga, en ese balance, no dejó títere con cabeza, lo tocó todo o casi todo, lo que me dio la oportunidad de explicar muchas de las medidas que hemos tomado, por qué las hemos tomado, para qué, y sobre todo, lo que a mí me parece más importante, cuales son los valores y principios que guían nuestra acción de gobierno, cual es el modelo de pueblo hacia el que dirigimos Lanjarón.

Nos dijo que se iba, sí, pero lo dijo de pasada, casi de puntillas, lo hizo cuando, después de “deleitarnos” con tal despropósito de intervención, nuestra portavoz, María Ruiz, le dijo que lo mejor que hacía era irse, que intervenciones como esa manchaban la política y eran un mal ejemplo de convivencia para los jóvenes que están empezando ahora, en esta campaña, a hacer política; ahí, en ese momento, nos dijo “no, si yo ya me voy”. Yo pienso, y así se lo dije en el Pleno, que una persona que ha sido Alcalde ocho años y Concejal otros ocho, en su último Pleno, debe de despedirse agradeciendo el apoyo y la confianza recibida de gran parte de la población cuando ganó las elecciones, pero tambien cuando no las ganó, pues ahí tambien hubo ciudadanos que lo votaron, creo que un ex alcalde, en su último Pleno, tiene que recordar cuales fueron las ilusiones que le movieron a asumir esa responsabilidad, cuales fueron los proyectos que anhelaba realizar, cuales de ellos realizó y cuales se le quedaron en el tintero. Un ex Alcalde, en su despedida, debe de aconsejar a los que seguimos en la tarea, tanto a los de su grupo, como a los que ahora gobernamos, que   proyectos son, a su juicio, vitales para Lanjarón y  no debemos dejar de trabajar por ellos. Un ex Alcalde, en su último Pleno, debe terminar ofreciendo su experiencia a todos los grupos para que la aprovechemos en la medida que nos pueda servir. Nada de esto hizo, nada de esto fue importante para él, yo se lo dije, ¿sabeis que me contestó? Que como me atrevía yo a darle a él consejos, cuando él me doblaba a mí la edad. Genio y figura. Hay que saber ganar y hay que saber perder, hay que saber llegar y hay que saber irse. Desgraciadamente este hombre no supo hacer lo primero, y no ha sabido hacer lo segundo. La historia de este pueblo lo juzgará, yo no soy quien, además, evidentemente, no soy objetivo.

Os recomiendo que no os perdáis el Pleno en cuanto lo televisen en TeleLanjarón, por ahora, a falta del cara a cara que todos deseáis, y yo también, este Pleno nos da una buena fotografía de cual es el modelo de pueblo que defiende el PP y cual es el modelo de pueblo que defendemos desde el PSOE. También, creo, que se manifiestan, de manera nítida, dos formas muy distintas de hacer política.

Pero bueno todo esto ya es pasado. He titulado esta entrada “Último Pleno y Nuevos tiempos”. Ya os he hablado del último Pleno, por cierto, no sabemos si el PP tiene previsto seguir televisándolos en el caso, ciertamente improbable, de que llegaran a gobernar, sería bueno que lo aclararan, cuando gobernaron nunca quisieron.

Total, que me dispongo ahora a hablar de nuevos tiempos. Voy a inaugurar una serie de artículos en los que os voy a ir presentando a las quince personas que me van a acompañar en esta nueva etapa. Como veréis el PSOE presenta un grupo de personas cualificadas, preparadas y lo que es mucho más importante comprometidas con nuestro pueblo desde unos principios de solidaridad y progreso. Comienzo la serie con Alberto, uno de los más jóvenes, una persona que representa lo mejor del futuro que aguarda a nuestro pueblo.

Alberto Jesús Gutiérrez Lozano, nació en Lanjarón en Diciembre del 1991. Actualmente estudia Segundo curso de la Licenciatura en Derecho.

Desde pequeño siempre le apasionó ese arte de hacer de lo imposible, posible, como una vez le dijeron “esa herramienta que tienen unas cuantas personas para servir a la comunidad en la que se encuentran siempre mirando el beneficio y el bienestar del conjunto”.  Su comienzo en la política ha sido con la Secretaria de Organización de Juventudes Socialistas de Lanjarón y no ha dudado un segundo ante la posibilidad de formar parte de la candidatura para las próximas elecciones del 22 de Mayo.

Lanjarón es el lugar donde nació y donde quiere vivir, ama a su pueblo y es por ello que una de las principales metas que se propone es que nadie tenga que abandonarlo en busca de trabajo.

Entre sus pasiones se encuentra la Semana Santa.  Lanjarón cuenta con una de las más bonitas, llena de sentimientos y emociones, imposibles de explicar con palabras cuando pasan los pasos por las calles estrechas de nuestro Barrio Hondillo. Cree que hay que apostar por nuestro patrimonio cultural y, sin duda, Lanjarón lo posee con su Semana Santa.

Os dejo con un video de Nirvana. Esta semana se cumplen diecisiete años de que murió Kurt Cobain, ¡Como pasa el tiempo!

Un abrazo.

PD: Los socialistas de Lanjarón estamos de estreno, tenemos nueva página Web, os animo a que la visitéis. La dirección es http://www.psoelanjaron.es/

Publicar un comentario