Portada

Portada

martes, 22 de enero de 2013

Acto sobre Regularización de Edificaciones en Suelo Rústico. Conclusiones (III). REFLEXIONES AL RESPECTO



Tras los dos artículos anteriores en los que he hablado de mis impresiones sobre las dictatoriales declaraciones del Alcalde y he tratado de explicar lo que dice el decreto de regularización aprobado por la Junta de Andalucía, llega el momento de dar a conocer, como ya hice la otra noche en la sede del PSOE de Lanjarón, las reflexiones que los socialistas cañoneros hemos hecho al respecto.

En primer lugar, hay que agradecer el trabajo que están desarrollando las Juventudes Socialistas de Lanjarón con la organización de estos actos, actos de suma utilidad para la ciudadanía, actos con los que se demuestra, en tiempos donde la política está sumamente desacreditada, que hay una forma de ejercerla que la dignifica, aquella que pone como guía de actuación el interés general de los ciudadanos, aquella que trabaja por y para los vecinos.

También quiero agradecer la presencia en el acto del otro día, además de su predisposición a colaborar siempre con Lanjarón, a Ignacio Henares y a Sandra García. Quiero, asimismo condenar de forma rotunda la campaña de acoso en Internet que ha sufrido Ignacio por el mero hecho de haber participado en esta sesión informativa. Que un cobarde, incapaz de dar su nombre, actuando bajo un seudónimo, se dedique a acosar a otros seres humanos solo por sus ideas, es algo de todo punto condenable. Que un energúmeno de esa calaña tenga el amparo del Partido Popular de Lanjarón deja bien a las claras como son quienes nos gobiernan.

Entrando en la materia del Decreto, quiero comenzar diciendo que está bien que se haya aprobado, que está bien que se distingan distintas categorías en función de que las edificaciones construidas sean mas o menos acordes con la ley. Me parece muy bien que la Junta de Andalucía reconozca que no todo es blanco o negro, que no todo son valores absolutos, que no todo es legal o ilegal, sino que entre ambas categorías hay una gama de colores que hacen que cada situación haya de tener un tratamiento diferenciado. No es lo mismo alguien que se hace un cortijo en un espacio protegido como es el Parque Nacional de Sierra Nevada, incumpliendo a sabiendas toda la normativa, que quien se hace un cortijo que cumple todos los requisitos legales excepto el de haber solicitado la licencia. Evidentemente, si bien, en un principio, ambas construcciones son ilegales, la gravedad de la infracción no lo es y por tanto su tratamiento tampoco. Como no deben ser iguales los derechos y obligaciones de los propietarios de ambos inmuebles.

Este Decreto lo que hace fundamentalmente, como vimos en el artículo anterior, es definir una serie de categorías, de las cuales la más novedosa es la de asimilado a fuera de ordenación, reconociéndole a cada una de ellas derechos y obligaciones diferenciados. Esto está bien, pero para los socialistas de Lanjarón lo mejor es no tener que llegar a regularizar, lo mejor es hacer las cosas bien desde el principio.

Cortijo y era Tradicionales
Como todos sabemos, el paisaje de Sierra Nevada, de la Alpujarra, del municipio de Lanjarón, es fruto de una relación ejemplar entre el hombre y la naturaleza, es fruto de una interacción equilibrada entre el ser humano y su entorno. La base de esta relación ha sido históricamente la agricultura. Para poder labrar nuestras tierras, nuestros antepasados tuvieron que construir bancales que hacían la tierra cultivable, para sostener a estos y, con ello, evitar la erosión, construyeron balates. Hubo que hacer kilómetros de acequias para llevar el agua a todo nuestro término municipal, a su vera se plantaron castaños para sostenerlas, castaños que viven de las filtraciones de la propia acequia, generando un círculo virtuoso e el que el hombre, lejos de deteriorar el medio, lo enriqueció, generando este privilegiado paisaje en el que tenemos la enorme suerte de vivir.

La agricultura generó un maravilloso paisaje, pero nunca generó la riqueza suficiente para que los habitantes de estos pagos tuvieran una adecuada calidad de vida, por ello, en cuanto podían, emigraban y, cuando se produjo la industrialización de nuestro país, muchos de nuestros campos fueron abandonados y con ellos nuestro paisaje.

Bancal cultivado
Por ello, para el PSOE de Lanjarón, el principal de nuestros retos consiste en construir un nuevo sistema de vida que lance hacia el futuro lo mejor de nuestro pasado. Un sistema de vida que siga teniendo en el equilibrio entre el hombre y la naturaleza su razón de ser, pero que, gracias a los conocimientos que hoy tenemos, sí sea capaz de generar riqueza y bienestar para sus habitantes. Debemos de regular unos nuevos usos del suelo, unas nuevas formas de gestionarlo que sean igualmente equilibradas, porque si no actuamos en nuestro medio rural, este se pierde pasto de la maleza, de los incendios y de la erosión: Pero si actuamos con la irresponsabilidad que nos propone el Partido Popular, dejando que cada cual actúe como le de la gana, al margen de leyes y de planeamientos urbanísticos, nuestro paisaje, nuestros ecosistemas, nuestros valores ambientales, se perderán engullidos por el cemento.

Acequia de la Acecarta
Consecuente con la reflexión anterior, el PSOE dedicó, en la legislatura anterior, un enorme esfuerzo a redactar unas nuevas normas urbanísticas que garantizaran ese equilibrio, que permitieran a los vecinos tener las construcciones necesarias para, en las circunstancias actuales, poder cuidar nuestros campos, pero construirlas con unas tipologías constructivas, con una ocupación de suelo, con unos requisitos ambientales, que garantizaran que, al igual que nuestros antepasados, nosotros seríamos aliados de la naturaleza y no sus enemigos.

Este Plan General, como no puede ser de otra manera, porque así lo exige la ley, incorporaba toda la normativa vigente en todas las materias que le afectan. ¿Qué quiere esto decir? Que cuando se redacta el plan hay que incorporar la normativa de medioambiente, de construcción de carreteras, de salud, de instalaciones eléctricas, de bienes culturales; hay que tener en cuenta todas las afecciones que pueden tener los diferentes terrenos: afecciones por barrancos, por carreteras, por líneas de alta tensión, por haber espacios protegidos (Parque Natural y Nacional Fundamentalmente), etc. El plan lo revisa cada uno de los organismos competentes en cada una de las materias, cada uno comprueba que se ha implementado adecuadamente su normativa y le da el visto bueno. ¿Qué se consigue con ello? Que cuando los vecinos vayan a solicitar alguna licencia, tengan que realizar menos trámites, ya que cumpliendo el plan urbanístico de Lanjarón, cumplen con todos los organismos al tener el plan incorporadas todas las normas necesarias. Con un Plan General de Ordenación Urbanística actualizado, los vecinos ven agilizados de una forma muy clara todos sus trámites en la materia.

Plano de afecciones territoriales
El PSOE hizo todo este trabajo, lo dejó listo para su aprobación, sin embargo, con la llegada del PP al gobierno municipal, su tramitación ha sido paralizada y nada mas hemos vuelto a saber de este asunto.

Otra cuestión muy importante para el PSOE de Lanjarón es la prevención de los delitos urbanísticos. Si un vecino inicia una obra sin licencia o sin que cumpla con la licencia otorgada, o que sencillamente es ilegal, es mucho mejor detectarlo y paralizar la obra cuando comienza, con ello evitaremos, no solo el negativo impacto ambiental, sino que, además, evitaremos, también, que el vecino se gaste un montón de dinero en construir una nave, cortijo o vivienda que no le va a traer nada mas que problemas. Es mejor poder decirle, justo cuando comienza la obra, como hacerlo bien, que esperar a que esté toda la obra terminada y ya no tenga remedio.

Para ello, el PSOE amplió la plantilla de policía local de nuestro Ayuntamiento. Como todos sabéis, el PP ha enviado a los policías que fueron contratados durante nuestra etapa de gobierno, en comisión de servicios a Almuñécar. Esto no ha tenido otro objeto que ahorrarse el dinero de sus sueldos ya que lo necesitan para cobrar ellos los suyos, pues como todos sabéis, tenemos el único Ayuntamiento menor de 4000 habitantes en toda España en el que cobran sueldo todos sus Concejales de Gobierno. (106.000 euros anuales).

Ufff, me parece que ya me estoy extendiendo demasiado. En un par de días os explico como está gestionando nuestro Ayuntamiento este nuevo Decreto de la Junta de Andalucía. No tiene desperdicio la chapuza que están haciendo. Si aquellos a los que les han cobrado en los últimos tres meses por hacerles el trámite de regularización reclaman, el Ayuntamiento tiene que devolverles, a todos, íntegro, el dinero.

Un abrazo.
Publicar un comentario