Portada

Portada

domingo, 13 de diciembre de 2015

Olvido, Memoria, Pablo Iglesias y Ada Colau

Foto de Europa Press
Estamos justo a una semana de votar un nuevo gobierno para este país. Votaremos después de una singular campaña electoral en la que todos los focos han estado puestos en la novedad de tener cuatro fuerzas políticas con posibilidades, mas o menos ciertas, de erigirse en ganadoras.




Los medios de comunicación han puesto toda su atención ahí y, con ello, parece que hemos olvidado las olas de desahucios, los preferentistas que vieron desaparecer sus ahorros, los papeles de Bárcenas y los sms de “Luis sé fuerte”. Hemos olvidado a Rodrigo Rato, hemos olvidado los recortes en sanidad, educación y dependencia  impuestos a las autonomías desde el Gobierno Central y que aquí en Andalucía se han notado menos porque ha habido un gobierno con una ideología y sensibilidad distintas a las de la derecha.

Hemos olvidado a Jaume Matas entrando en prisión, hemos olvidado a nuestros jóvenes cargados de maletas rumbo a otros países, hemos olvidado la reforma laboral que ha dejado a los trabajadores sin la defensa de la negociación colectiva.

Hemos olvidado las subidas de IVA, del IRPF.

Hemos visto muchas cosas estos últimos cuatro años y todas parecen ya olvidadas. Por eso, es entendible que el líder de PODEMOS despida un debate televisivo llamando a la memoria. Claro que, en su caso, se trata de memoria selectiva, no sea que nos acordemos del programa electoral con el que se presentó a las elecciones europeas o de su apoyo entusiasta a las propuestas de Tsipras en Grecia y, lo que es peor, que nos acordemos de que todo aquello quedó en agua de borrajas.

Pero puestos a hacer memoria sería bueno que Pablo Iglesias recordara que es bueno saber quien hizo posible que hubiera una sanidad pública y universal para todos, quien votó en contra de ella y quien la ha recortado cuando ha tenido ocasión.

Puestos a hacer memoria, habría que recordar quien hizo posible que muchos hijos de trabajadores fuéramos los primeros miembros de nuestras familias que pisábamos la universidad.

Puestos a hacer memoria, es bueno recordar quien hizo posible el matrimonio entre personas del mismo sexo, quien aprobó una ley por la que el Estado garantizaba atención a las personas dependientes que no pueden valerse por sí mismas y quien ha intentado dejarla en papel mojado.

Puestos a hacer memoria, recuerdo quien luchó por un estatuto de autonomía para Andalucía.

Puestos a hacer memoria, recuerdo a tantos socialistas valientes que sufrieron la cárcel y el exilio por defender sus ideas. Puestos a hacer memoria, recuerdo a tantos socialistas que se dejaron la vida frente a un pelotón de fusilamiento por defender la democracia y la justicia social.

Puestos a hacer memoria, recordaré siempre, con admiración y con gratitud infinita a tantos Concejales del País Vasco que han plantado cara al terrorismo, muchos de ellos asesinados por los etarras.

Y, puestos a hacer memoria, no olvidaré nunca que ayer, Ada Colau, a todos ellos, los ha llamado criminales y que esa “señora” estaba con Pablo Iglesias en un mitin.

Publicar un comentario