Portada

Portada

lunes, 21 de diciembre de 2015

Breves notas sobre el resultado electoral en España y Lanjarón

Supongo que, a estas horas de la mañana, ya estaréis más que hartos de análisis electorales y pronósticos de futuro de los muchos tertulianos que vimos anoche en las cadenas de televisión, que escuchamos en la cadenas de radio y que leemos esta mañana en los periódicos tanto escritos como digitales.

Ciertamente, el tiempo político ha cambiado y la forma de hacer las cosas de quienes nos representan ha de cambiar de manera sustancial a como se ha venido ejerciendo la política en nuestro país durante las últimas décadas.

El Partido Popular es la fuerza mas votada y ello hace que tenga la responsabilidad de formar gobierno pero es, precisamente, el Partido Popular el que mas difícil tiene cambiar su cultura política. Es el Partido Popular el menos proclive al diálogo y al entendimiento con los demás. Lo es porque viene de gobernar con mayoría absoluta pero, también, por la estrategia que ha seguido cuando ha estado en la oposición.

En los últimos veinte años, el PP no ha firmado ningún pacto de Estado estando en la oposición. Los pactos mas importantes alcanzados en las últimas dos décadas (Pacto contra el terrorismo de ETA y pacto contra el terrorismo yihadista) se han alcanzado a propuesta del PSOE en la oposición y con una primera reacción de menosprecio por parte del PP. Sirvan también como ejemplo de esta cultura política de los populares su no apoyo al pacto educativo que consiguió el Ministro Gabilondo con todas las fuerzas políticas y la frase del hoy Ministro Montoro a la Diputada de Coalición Canaria Ana Oramas solicitándole que no diera apoyo a Zapatero en el Congreso para salvar a España del rescate “Dejad que se hunda España que ya vendremos nosotros a salvarla”.

Otra de las cuestiones que dificultan mucho que el PP sea capaz de dialogar es su cerrazón a realizar reformas institucionales, incluidas las de la propia Constitución, que sean capaces de actualizar nuestro sistema y adaptarlo a la realidad de la España del siglo XXI. (La única reforma que el PP quiere introducir es cambiar la ley electoral para que solo pueda gobernar la fuerza mas votada. O sea, que cuando la sociedad española se muestra mas plural y mas decidida por el diálogo y el pacto, los populares pretenden que esa pluralidad no se pueda materializar en gobiernos, que sea negada, obligando a aceptar gobiernos de partidos que, siendo los mas votados, representan, en un escenario de alta fragmentación electoral, a una parte mínima de la ciudadanía)

Pero lo que mas dificulta el acuerdo del PP con el resto de fuerzas políticas es su actitud frente a la corrupción. Un partido que está enteramente bajo sospecha, porque lo que se está investigando es si el propio PP tenía instaurado un sistema corrupto de comisiones para financiarse él y enriquecer a sus dirigentes; no que hayan salido unos cuantos casos de corrupción en su seno. Siendo esto así, ¿está el PP en condiciones de aceptar las medidas de limpieza y transparencia democrática que le pueda exigir cualquier grupo al que se acerque? Por lo visto hasta ahora, difícil.

Así que, como habéis escuchado hasta la saciedad en las últimas horas, todo es posible y no se puede, siquiera, descartar la celebración de nuevas elecciones.

En Lanjarón se ha vuelto al resultado que viene siendo la tónica desde las elecciones municipales de 2011, con la excepción de las municipales de 2015; empate técnico entre PP y PSOE con ligera ventaja para el PP pero victoria rotunda de la izquierda.

¿Qué hace que este resultado que, a mi juicio, representa mas fielmente, aunque no del todo, el sentir del pueblo de Lanjarón, no se diera en las elecciones municipales? Hay un factor clave pero yo no lo voy a nombrar, está siendo investigado por los tribunales y es a ellos, a quien corresponde ya dar las explicaciones oportunas. De todas formas, ahí están los datos para quien sepa leerlos.
  • PP             799
  • PSOE         752
  • Podemos    341
  • C´s            196
  • UP-IU           90
  • Voto por correo solicitado: 175
Las anécdotas:
  1. En todos los pueblos y ciudades de España hemos visto a sus Alcaldes votar, la mayoría se hacen fotos de ese momento y lo suben a las redes sociales. Esas imágenes tienen mucho valor simbólico para nuestra democracia. En Lanjarón, no ha sido así. Buena parte del Grupo Municipal del PP y sus familias, con el Alcalde al frente, han decidido votar por correo. ¿Por qué? Todo tiene su sentido y su razón. Por ahora no puedo decir mas, así que, ATENTOS.

viernes, 18 de diciembre de 2015

En menos de cuarenta y ocho horas...


En menos de 48 horas decidiremos si queremos que nuestros hijos sepan que tienen un gobierno que les garantiza una educación pública de calidad para todos, que les permita ser en la vida lo que ellos se propongan, o un gobierno que les diga que no hace falta que vayan todos a la universidad y les recorte las becas y les suba el precio de las tasas.

A cuarenta y ocho horas de decidir si queremos un gobierno que nos diga que, pase lo que pase, nunca va a poner nuestra asistencia sanitaria en cuestión u otro que le recorte servicios y apruebe copagos que dificultan los tratamientos a los que menos tienen.

A cuarenta y ocho horas de darle a los dependientes un gobierno que les de la dignidad y los servicios y ayudas que necesitan u otro que diga que no es sostenible atenderlos.

A cuarenta y ocho horas de tener la posibilidad de elegir un gobierno que crea en el trabajo digno y en el reparto justo de la riqueza.

A cuarenta y ocho horas de nuestro futuro. A cuarenta y ocho horas de que decidas tú.

La elección es nuestra. A votar el domingo y a votar PSOE
 .

miércoles, 16 de diciembre de 2015

Propuestas de Empleo de PP y Ciudadanos. La vuelta al viejo modelo.

Con compañeros de Partido el 1º de Mayo
Me parece escandaloso como pasan los representantes del PP de la afirmación “hay menos desempleo”,  verdad a medias, a la de “se está creando trabajo en España” que es una  mentira total. Y me parece indignante con las “anchuras” que nos presentan sus propuestas en materia de empleo para la próxima legislatura. Me llena de indignación que hablen de futuros atropellos, tropelías e injusticias que piensan hacer a los trabajadores  y que lo hagan ante el silencio de tantos trabajadores precarios y parados de larga duración que han perdido, no solo el derecho de tener una esperanza de encontrar un empleo digno, sino la prestación de cualquier tipo de ayuda para poder mínimamente sobrevivir. (En 2011, mas de 70% de desempleados recibían algún tipo de prestación, hoy apenas un 58% perciben alguna ayuda económica de este tipo).

Tenemos menos empleo que había en 2011 y el poco que se crea, normalmente, en navidad y verano, es precario; lo que significa que tiene mal salario, poca duración, poca cotización y que no está protegido por la negociación colectiva.

Tenemos cada vez menos trabajadores y cada vez más pobres. Hoy, hay menos afiliados a la Seguridad Social que había cuando Zapatero dejó el Gobierno. Hoy, hay menos personas contribuyendo al sostenimiento de nuestro sistema de pensiones. Por cierto, en el fondo de reserva, lo que conocemos como “la hucha de las pensiones”, quedan 34.221 millones de euros, prácticamente la mitad de los 66.815 millones que acumulaba el fondo a finales de 2011. Cuatro años mas y entrará en déficit, a lo que hay que añadir que si cada vez hay mas pensionistas con mas esperanza de vida y trabajan menos jóvenes que, a su vez, tienen una vida laboral mas tardía e intermitente, con sueldos mas pequeños que dan lugar a mínimas cotizaciones; las incertidumbres para nuestros mayores son mas que fundadas.

Y, frente a todo esto, Rajoy ofreciendo que los que, después de los 65 años, sigan trabajando no van a pagar impuestos. Una medida que no va dirigida, por supuesto, ni a trabajadores de la construcción ni a trabajadores de la minería. Va dirigida a aquellos profesionales cuya actividad no requiere de tanto esfuerzo físico y que, por regla general, están muchísimo mejor pagados. O sea, que permite a personas que están económicamente bien que trabajen mientras quieran sin pagar impuestos, lo que significa menos dinero para financiar los servicios públicos de sanidad, educación y dependencia que usamos aquellos que no tenemos para pagarlos de nuestro bolsillo.


También nos ofrece este señor que se ofende cuando le dicen que enviar un mensaje de apoyo a Bárcenas es indecente, que los jóvenes que encuentren su primer trabajo no van a pagar IRPF. Parece ser que ocupado en retransmitir partidos de fútbol en la COPE, no se ha enterado de que los contratos que están encontrando los jóvenes, cuando los encuentran, son por horas y no llegan a los 500 euros en muchos casos. Que con ese nivel de ingresos no se paga IRPF. ¿A quien beneficia con esta medida? A muy pocos, a aquellos jóvenes que sí encuentran trabajos bien remunerados, normalmente hijos de familias pudientes que se pueden pagar buenos Masters, estudios en el extranjero y que las redes de contactos de papá ponen en el mercado laboral de forma más que cómoda. De nuevo, menos recursos para sanidad, educación y dependencia y mas facilidades para aquellos que ya tienen bastantes.


Pero si las propuestas de empleo de Rajoy son un despropósito de injusticia social. Las del nuevo partido naranja no le andan a la zaga.

Propone Ciudadanos un contrato único. Mira que bien, desde el primer día, todos fijos, indefinidos para hablar con mayor propiedad. Parece, por tanto, que estos señores nos ofrecen la estabilidad laboral desde el punto y hora en que firmamos un contrato. Pues no, nada mas lejos de la realidad. El contrato único de Rivera consiste en que, aunque eres indefinido desde el principio, el despedirte le sale casi gratis a la empresa en los primeros años de relación laboral, o sea, que les cuesta echarte lo mismo o menos que ahora que eres temporal. ¿Qué consecuencias tiene esto? Que a los trabajadores temporales se les cambia la denominación del contrato pero las condiciones siguen siendo las mismas. Y, a los trabajadores que hoy son fijos, no les cambia la denominación del contrato pero sí las condiciones que son mucho peores pues pierden el nivel de indemnización por despido que tiene en la actualidad.

Otra “brillante” idea de Ciudadanos en materia laboral se denomina “Complemento salarial”. Consiste en que a aquellos trabajadores que no lleguen a un mínimo de sueldo, el Estado les paga, de los impuestos de todos, lo que les falta. Consecuencia: Un empresario ofrecerá casi siempre sueldos por debajo de los que tendría que ofrecer porque lo que le  falta al trabajador  se lo paga el Estado con los impuestos de aquellos otros trabajadores, cada vez menos numerosos, que tienen “la suerte” de tener un sueldo algo mejor. O sea, que si gobierna Ciudadanos, una parte de los sueldos los van a pagar los empresarios que se llevan el beneficio de la producción del trabajador y otra parte del sueldo la pagamos tú y yo que no somos dueños de la empresa y que pagamos esos impuestos para nuestras escuelas y nuestros hospitales. BRILLANTE.

No se habla desde la derecha de generar e impulsar nuevos sectores productivos generadores de empleo, no se habla de políticas activas de empleo, formación, desarrollo local, financiación adecuada y eficaz para poner en marcha nuevas empresas. No, volvemos a la cultura empresarial antigua, la de la España de toda la vida, pagar poco y no reconocer derechos al trabajador, descapitalizar lo público denigrando el pago de impuestos y haciendo, con ello, que los servicios que nos hacen iguales a todos no tengan financiación para luego decir que no son viables y que hay que recortarlos, volviendo así a una educación y sanidad pública de mala calidad para quienes no podemos pagarnos otras y que no nos garantizarán su objetivo final que es hacer que todos tengamos las mismas oportunidades de desarrollo personal y profesional y que todos tengamos las mismas posibilidades de llevar una vida sana y de ser protegidos frente a la enfermedad, tengamos el dinero que tengamos.

Y nos defienden estas cosas a cara descubierta, sin ningún tipo de empacho y los trabajadores siguen votando al PP y a Ciudadanos. Increíble.


domingo, 13 de diciembre de 2015

Olvido, Memoria, Pablo Iglesias y Ada Colau

Foto de Europa Press
Estamos justo a una semana de votar un nuevo gobierno para este país. Votaremos después de una singular campaña electoral en la que todos los focos han estado puestos en la novedad de tener cuatro fuerzas políticas con posibilidades, mas o menos ciertas, de erigirse en ganadoras.




Los medios de comunicación han puesto toda su atención ahí y, con ello, parece que hemos olvidado las olas de desahucios, los preferentistas que vieron desaparecer sus ahorros, los papeles de Bárcenas y los sms de “Luis sé fuerte”. Hemos olvidado a Rodrigo Rato, hemos olvidado los recortes en sanidad, educación y dependencia  impuestos a las autonomías desde el Gobierno Central y que aquí en Andalucía se han notado menos porque ha habido un gobierno con una ideología y sensibilidad distintas a las de la derecha.

Hemos olvidado a Jaume Matas entrando en prisión, hemos olvidado a nuestros jóvenes cargados de maletas rumbo a otros países, hemos olvidado la reforma laboral que ha dejado a los trabajadores sin la defensa de la negociación colectiva.

Hemos olvidado las subidas de IVA, del IRPF.

Hemos visto muchas cosas estos últimos cuatro años y todas parecen ya olvidadas. Por eso, es entendible que el líder de PODEMOS despida un debate televisivo llamando a la memoria. Claro que, en su caso, se trata de memoria selectiva, no sea que nos acordemos del programa electoral con el que se presentó a las elecciones europeas o de su apoyo entusiasta a las propuestas de Tsipras en Grecia y, lo que es peor, que nos acordemos de que todo aquello quedó en agua de borrajas.

Pero puestos a hacer memoria sería bueno que Pablo Iglesias recordara que es bueno saber quien hizo posible que hubiera una sanidad pública y universal para todos, quien votó en contra de ella y quien la ha recortado cuando ha tenido ocasión.

Puestos a hacer memoria, habría que recordar quien hizo posible que muchos hijos de trabajadores fuéramos los primeros miembros de nuestras familias que pisábamos la universidad.

Puestos a hacer memoria, es bueno recordar quien hizo posible el matrimonio entre personas del mismo sexo, quien aprobó una ley por la que el Estado garantizaba atención a las personas dependientes que no pueden valerse por sí mismas y quien ha intentado dejarla en papel mojado.

Puestos a hacer memoria, recuerdo quien luchó por un estatuto de autonomía para Andalucía.

Puestos a hacer memoria, recuerdo a tantos socialistas valientes que sufrieron la cárcel y el exilio por defender sus ideas. Puestos a hacer memoria, recuerdo a tantos socialistas que se dejaron la vida frente a un pelotón de fusilamiento por defender la democracia y la justicia social.

Puestos a hacer memoria, recordaré siempre, con admiración y con gratitud infinita a tantos Concejales del País Vasco que han plantado cara al terrorismo, muchos de ellos asesinados por los etarras.

Y, puestos a hacer memoria, no olvidaré nunca que ayer, Ada Colau, a todos ellos, los ha llamado criminales y que esa “señora” estaba con Pablo Iglesias en un mitin.

domingo, 29 de noviembre de 2015

De la Devaluación Política. Políticos y Ciudadanos.

La política es algo serio, muy serio. La política decide sobre la salud de muchas personas, sobre la educación que reciben nuestros hijos, sobre en qué condiciones desarrollamos nuestro trabajo, sobre las actividades que generan o no generan empleo, sobre como se reparte la riqueza que producimos, sobre quien gobierna, como se gobierna y para quien se gobierna.

La política es algo muy serio, la política siempre ha definido cual era nuestro proyecto como sociedad, cual era la mejor manera de hacerlo realidad y quienes eran las personas mas capacitadas para gestionarlo.

La política es algo muy serio y como tal habría que tratarla. Sin embargo, de un tiempo a esta parte, aquellos que de verdad amamos el servicio público, aquellos que defendemos la capacidad de los pueblos para gobernarse, para darse unas normas y, sobre ellas, construirse un futuro cada vez mejor; asistimos estupefactos a la devaluación de la política.

Primero fue prometiendo cualquier cosa con tal de ganar las elecciones, anteponiendo la ganancia en votos a los principios o convicciones del partido y el candidato. Después de prometer todo lo prometible, después de hacer aquello que tan bien describió Alfonso Guerra, hablando del Partido Popular, “yo prometo lo mismo que aquel y dos huevos duros”, después de todo eso, una vez se gobernaba, se olvidaba lo prometido. Así, había políticos que hoy eran hoy de izquierdas, mañana de centro izquierda, esta tarde estaban en el centro de la izquierda, pasado en la izquierda del centro y en campaña electoral eran de centro centro y de toda la vida. Mientras, otros fueron franquistas de los de siempre, luego de derecha moderada, luego emprendieron un viaje al centro que nunca tuvo estación de llegada y que, siempre que la mayoría absoluta se lo ha permitido, han vuelto al punto inicial aunque, en su eterno viaje al centro, se hayan autodenominado conservadores " a lo Fraga", liberales “a lo Esperanza Aguirre”, reformistas “a lo Aznar”, cualquier cosa que estuviera de moda o que tuviera buena acogida en las mediciones demoscópicas.

Después de este desconcertante carnaval de promesas y ofertas ideológicas de lo mas variopinto y casi siempre protagonizadas por las mismas caras; vino la grave crisis económica y el país de las maravillas ficticio en el que vivíamos se desmoronó para que nos viéramos a la intemperie de una espantosa oleada de despidos, (ERES les dicen los modernos), desahucios, bancos de alimentos y múltiples injusticias sociales. De nuevo, la pobreza.

Un poco mas tarde, casi a renglón seguido; una cascada de casos de corrupción, cada uno más indignante que el anterior, cada uno de ellos mas obsceno, nos hizo rehuir de la política, dejándolas en las manos que escribían por mensaje de móvil “Luis sé fuerte”

Mientras, el espejismo del 15 M, se desmoronaba. Aquellas plazas llenas de gente languidecieron, aquel espejismo se diluyó, aunque no faltó quien quisiera arrogarse el ser su representante, el haber atesorado sus esencias para solidificarlas en forma de partido político con ansia y capacidad de “asaltar los cielos”pero ese globo también se desinfló. La sospechosa comprensión hacia la Venezuela Chavista, su apoyo al fracasado proyecto de Syriza en Grecia, su palabrería imposible y, por qué no decirlo, la munición mediática de los grandes medios propiedad de los grandes poderes financieros, hicieron que ese espejismo fuera más efímero que todos las anteriores.

Como estratos de nuestra personalidad se fueron configurando capas de escepticismo cada vez mas duras, mas compactas, mas inalterables a los cambios de posición, a las promesas inauditas, a los mensajes de “ahora sí hemos entendido el mensaje”.

Para culminar este desgraciado proceso, las televisiones crearon programas de política espectáculo tan dañinos para la misma como todo lo anterior. En  estos programas, políticos y periodistas bastante mediocres hacen crecer sus egos tratándose a voces, interrumpiéndose el turno de palabra, convirtiendo el debate político en una suerte de “Salsa Rosa” del que imitaron, entre otros y para nuestra desgracia, el Equipo de Gobierno de Lanjarón.

Y así, hemos llegado a estas elecciones, con la ciudadanía que huye de la política y de sus espacios. Con los pocos espacios de política que hay convertidos en programas de cotilleo barato y, ante eso, los políticos invadiendo los espacios de entretenimiento a ver si así los escucha alguien.

Nos encontramos con un Presidente del Gobierno que no tiene tiempo para debatir con el resto de candidatos pero sí tiene tiempo para radiar partidos de fútbol mientras el resto de candidatos bailan o cantan o juegan al ping pong en la tele. Tenemos un Presidente que no tiene tiempo de rendir cuentas a los ciudadanos de su gestión de estos cuatro años y, sin embargo, sí va a hablar con María Teresa Campos no se de qué, ni falta que me hace saberlo.

Hasta aquí todo lo mal que lo han (hemos) hecho los representantes públicos. Pero no es que los ciudadanos queden (quedemos) en muy buen lugar tampoco. Fue la mayoría de la ciudadanía la que aceptó los viajes al centro que no terminaban nunca, la que aceptó y votó muchas de las promesas imposibles que nos hacían, la que aceptó que aquellas promesas fueran olvidadas a las primeras de cambio. Buena parte de la ciudadanía veía claramente lo que hacía Jesús Gil y sus sucesores en Marbella y los votaba, y los siguieron votando hasta que los jueces los apartaron de la circulación electoral. Y todos los casos de corrupción que vinieron después se veían pero solo se puso el grito en el cielo cuando, consecuencia de la crisis económica, nos faltaba el trabajo y el dinero para pagar la hipoteca y proliferaban los desahucios y florecían y se multiplicaban los bancos de alimentos. Fue entonces, por una guerra de recursos escasos, por lo que pusimos el grito en el cielo por la corrupción des-aforada.

Hasta entonces, muchos tuvimos que aguantar comentarios como “¿Acaso tú no harías lo mismo si pudieras?” Y tuvimos que aguantar las caras de escepticismo cuando contestabas que no. Tuvimos que aguantar el “Fulanito robará mucho pero desde que gobierna él no veas la de urbanizaciones que se están construyendo” sin pensar en el atentado que representaba para nuestro paisaje, nuestro territorio, nuestros ecosistemas y nuestro futuro.

Ahora, esta misma ciudadanía no quiere ver programas de debate y reflexión seria de política porque no cree en ella, pero ve programas de política espectáculo y jalea a aquel que es capaz de zaherir al contrario con mas crueldad. Esta misma ciudadanía se embelesa cuando ve a sus líderes freír un huevo o hacerse un zumo. A esta misma ciudadanía, parece importarle poco las soluciones que ofrezcan, cuando las ofrecen, o las consecuencias reales de las mismas. Y parece darle bastante igual el que un Presidente  se niegue a rendir cuentas de lo que ha hecho con la confianza que le dió el pueblo hace cuatro años.

Que, con todo lo que ha pasado en este tiempo, la encuestas sigan estando encabezadas por el PP y que el político de moda sea un populista de derechas que habla como si fuera de izquierdas y que se define de centro pero cuyo programa es tan de duro como el de Margaret Thacher, es para que los ciudadanos de este país nos lo hagamos mirar.

Tenemos hasta el día 20 para cambiar de política y con ello, nuestro futuro. Vamos a tomárnoslo en serio.

Feliz semana.

sábado, 14 de noviembre de 2015

Respirar Libertad

Anoche me acosté, como tantas personas, sobrecogido con las noticias que llegaban de París. Una vez más, la barbarie nos mostraba toda la amplitud de su crueldad. Me  iba a la cama sin saber el alcance exacto de la tragedia y con el sentimiento de incertidumbre que nos envuelve ante episodios como este en los que vemos, de golpe, con toda su crudeza, la fragilidad de la vida humana.

Esta mañana, mientras me tomaba el primer café del día, veía en las noticias toda la amplitud de la tragedia, imaginaba el miedo de las víctimas en sus últimos segundos de vida, el dolor de los familiares ante la noticia de un ser perdido para siempre sin entender muy bien por qué ni para qué;  porque no hay nada que explique estos actos, porque no puede haber nada, ni divino ni humano, que de sentido a estas muertes. Imaginaba el miedo inimaginable de los supervivientes en los largos minutos de cautiverio, el horror vivido mientras ves morir a tu lado a un ser humano que, hasta hace unos instantes, compartía un vino y sonrisas con sus amigos en una mesa cercana de un restaurante de París. Apenas se pueden contener las lágrimas si te atreves a mirar de frente tanto dolor en un solo golpe.

En esos momentos, miro la ventana, el balcón, y veo las calles tras los cristales. Sevilla ha amanecido luminosa, con esa temperatura suave que te permite elegir si quieres llevar manga corta y sentir un fresco agradable, o prefieres una fina manga larga que te permita dar a tu cuerpo una plácida calidez muy alejada del calor habitual por estos lares.

Era temprano, los vecinos, poco a poco, comenzaban a sentarse en las terrazas de las cafeterías de la plaza. He sentido un impulso irrefrenable de salir a la calle, de dar un paseo por las calles de este barrio Sevillano de gente amable y alegre, salir a comprar en los comercios del barrio, dar los buenos días a los dependientes y camareros, saludar a los vecinos.

La familia ya está levantada. Nos vestimos, vamos al parque, damos de comer a los patos del estanque. Descubrimos, con sorpresa, que los patos ya no aceptan pan duro como comida y que pierden la cabeza con los gusanitos. Vemos como los patos ceden los gusanitos a las carpas que emergen del fondo del lago con sus bocas, perfectamente redondas, totalmente abiertas como fauces de león. Cierro los ojos para ser plenamente consciente del sol que me da en la cara y calienta mis párpados. Abro los ojos y me deleito con el color verde de la hierba que circunda el lago. El cielo es de un azul intensísimo, no hay una sola nube esta mañana.

Nos vamos a los columpios cercanos para que los niños  jueguen un rato. Cuando llegamos, no había aun nadie. Instantes después, poco a poco, van llegando mas padres con sus hijos, el silencio del bosque de pinos se llena de risas de niños y del ruido de su correr nervioso y estresado queriendo probar todos los columpios a la vez. Sus padres sonríen felices contagiados del espectáculo de la felicidad infantil. Entre ellos habrá de todo, supongo, pero imagino que, en su inmensa mayoría se han pasado toda la semana trabajando, con el estrés de las obligaciones, con la lucha diaria contra los problemas cotidianos y que ese momento, ese instante de sábado por la mañana es la felicidad sencilla que anhelamos, que merecemos y que, desgraciadamente, no siempre sabemos saborear.


Volvemos a casa y paramos por las tiendas del barrio para comprar alguna cosa con la que preparar el almuerzo. Los pacientes del centro de día que salen a pasear con sus familiares, rebosan gratitud, amor, ternura.

Al llegar a casa, en las noticias siguen informando del terror, del dolor, de la infamia vivida en París. Todas esas personas inocentes muertas en París, todas las personas que llevan meses caminando desde Siria huyendo de los mismos asesinos, todas las vidas inocentes perdidas en guerras y atentados sin sentido deberían, esta mañana, haber estado con sus familiares en un parque, en una calle, en una cafetería. Todas esas personas tenían derecho a estar leyendo un libro en estos momentos en su casa, a ver tranquilamente la tele, a no hacer nada o a estar encaminándose al cine con la persona amada a ver una película recién estrenada, a tomar una cerveza con unos amigos; a disfrutar, en definitiva, de la libertad respirada. Porque la libertad hay que ejercerla, la libertad hay que respirarla, la libertad ha de rodear al ser humano en cualquier tierra, en cualquier patria.

La mejor rebeldía que podemos enfrentar a los terroristas es seguir siendo libres, no dejar que nos confinen en los calabozos del miedo y la sinrazón, del odio y la desesperanza. Estoy seguro de que hoy, en París, es mas difícil decir esto, pero veo en los informativos apersonas que salen a la calle a encontrarse con sus vecinos, con sus amigos, con sus seres queridos y también, por qué no, con muchos desconocidos a los que sienten hermanos en el dolor. Esa rebeldía de la libertad respirada ganará, sin duda, a aquellos que quieren hacer de la sangre, del miedo y del dolor los dueños del destino. Porque la esperanza siempre vence al miedo.

Un abrazo.


viernes, 6 de noviembre de 2015

Tiempo de Tramposos. De Sepang a Lanjarón pasando por Cheste

Marc Márquez y Rossi en un lance de la carrera. / AFP
Este fin de semana concluirá el mundial de motociclismo en Cheste, Valencia. Este año, a la emoción de llegar a la última carrera sin tener el título de Moto GP aun decidido, se une la polémica por la actuación de Valentino Rossi en la anterior carrera celebrada en Sepang. La patada de Rossi a Marc Márquez ha hecho derramar ríos de tinta en todos los medios de comunicación y en las redes sociales. La conducta de este piloto no es solo antideportiva sino que es, por encima de todo, un ataque a la integridad física del piloto español.

Sin embargo, no voy a entrar en el peligro que supone para la vida de un piloto el que otro lo derribe de la moto en plena carrera; me centraré en las consecuencias que creo que tiene para la competición tanto la actuación de Valentino Rossi como la respuesta que se le ha dado desde la dirección del campeonato.

Lo primero que me ha sorprendido de este caso es la multitud de aficionados e incluso periodistas que se han lanzado, en tromba, a defender la actuación del piloto italiano. Esto evidencia el déficit moral en el que vive buena parte de nuestra sociedad.

Defienden muchos aficionados que Márquez se buscó la patada pues “no dejaba en paz a Rossi en una carrera en la que él ya no tenía opciones de ganar el mundial”, dicen que Márquez era demasiado competitivo y que con su actitud estaba beneficiando a Lorenzo, rival de Rossi en la lucha por la consecución del mundial. Ante estos argumentos, no puedo evitar preguntarme, ¿Tiene Márquez que dejar de competir una vez que ya no tiene posibilidades de ser campeón del mundo? ¿Tiene o no tiene Márquez derecho a querer ganar una carrera aunque con ello no llegue a ser ya campeón mundial? En caso de no poder ganar la carrera, ¿Tiene Márquez derecho a querer hacer podium y a lucha por él? Si Márquez no compite al cien por cien, ¿no estaría con ello beneficiando a Rossi y provocaría, por tanto, un motivo más que justificado de queja por parte de Lorenzo?

Marc Márquez es corredor de motos y, cuando sale a una carrera, debe salir a ganar y, si no puede ganar, debe intentar quedar lo mas alto posible. Si aceptara, que no lo acepto, que Márquez no tiene derecho a hacer su carrera; si aceptara, que no lo acepto que Márquez no puede ya luchar en el circuito por quedar delante de Rossi en una carrera; no me parece que la respuesta adecuada, por parte de este, sea utilizar la violencia y la trampa. Si Márquez le estaba molestando tanto, el piloto de Yamaha debería haber acelerado a tope, haber demostrado que es más veloz y habilidoso y haber dejado atrás al piloto de Honda. Lo mas deportivo, lo mas legal, lo mejor para la competición hubiera sido eso y si no era mas rápido, debería haber asumido la situación con deportividad y haberse quedado en el lugar que deportivamente le hubiera correspondido ocupar. 


Buena culpa de que este caso haya tomado la deriva que ha tomado la tienen los responsables de la organización del mundial por el castigo tan insignificante con el que han castigado a Valentino.

Sin ánimo de dar ideas. Si tirar de una patada a otro corredor de su moto solo es castigado así, lo que podría hacer Lorenzo en Cheste este domingo sería tirar de la moto a Rossi en la primera vuelta, asegurarse el campeonato del mundo 2015 y, el año que viene, en la primera carrera, salir desde la última posición y punto. Claro que esto tendría unas consecuencias muy graves para la competición. Si, de aquí en adelante, va a ganar las carreras de motos quien tenga menos escrúpulos para hacer este tipo de trampas, las carreras de motos serán cualquier otra cosa pero, desde luego, ya no serán carreras; entendiendo éstas como una competición donde gana el mas rápido y no el que mas rivales tira al suelo. O sea que, al no castigar duramente al que adultera la competición recurriendo a trampas, se está matando la propia esencia de este deporte.

Algo parecido nos está pasando con el fraude electoral. Después de ocho años y de sortear muchísimos obstáculos, se demuestra un fraude electoral en Lanjarón. De los cuatro implicados/as, tres quedan fuera porque, según el TSJA, quien lleva solicitudes de empadronamiento fraudulentas al Ayuntamiento, con la intención de inflar el censo electoral con personas afines a su Partido y así ganar las elecciones, no hace nada malo ya que esas solicitudes no surten efecto hasta esos empadronamientos son autorizados por el Alcalde. Una vez autorizados por el Alcalde, solo éste es responsable y, por tal responsabilidad, solo tiene que pagar veinte días de cárcel que se puede sustituir por 1.800 euros de multa.

Con castigos así, no podemos esperar que se erradique la tentación de hacer fraude en las elecciones. Mientras que los jueces no tomen conciencia de que hacer trampas en unas elecciones tiene la misma gravedad que dar un golpe de estado; mientras que nuestro poder judicial no sea consciente de que unas elecciones las ha de ganar aquel que consiga el apoyo libre y voluntario de los ciudadanos, mientras que desde el poder judicial no se defienda con contundencia que unas elecciones son un proceso donde los ciudadanos deciden, de forma totalmente libre, quien los gobierna y castiguen duramente a quien haga trampas en ellas, las elecciones serán cualquier cosa menos democráticas.

Los directores de carrera tienen una enorme responsabilidad, esperemos que, en ocasiones venideras, sean más conscientes de ella.


Buen fin de semana. 


domingo, 25 de octubre de 2015

La Audiencia Provincial de Granada ratifica mi inocencia


Con la única intención de hacer daño, el Alcalde Lanjarón, Eric Escobedo, planteó un recurso a la sentencia en la que quedó demostrada, de forma absolutamente clara,  mi inocencia de todas las acusaciones que él me venía haciendo desde que llegó a la Alcaldía.

Digo que lo hizo solo con el ánimo y la intención de hacer daño porque él, desde el principio, como le han dicho los propios tribunales, sabía de la falsedad de las acusaciones que me hacía.

Han pasado ocho meses desde que planteó el recurso, ocho meses en los que él, para hacer daño, no ha dudado en ir diciendo que yo me “tendría que volver a sentar en el banquillo”, que yo “aun tenía asuntos pendientes con la justicia” y toda la clase de tonterías que alguien tan ignorante y mala persona como él puede decir.

Han pasado ocho meses en los que ha intentado alargar artificialmente un proceso gastando mucho dinero de todos los vecinos de Lanjarón. Pues bien, ocho meses después, la Audiencia Provincial de Granada me ha comunicado que no le admite a trámite el Recurso. Que no hay nada que alegar a la sentencia de febrero. Soy inocente.

La Audiencia no solo dice que mi actuación ha sido en todo momento correcta, no solo avala la legalidad de mis actos, sino que vuelve a dar un fuerte tirón de orejas al Alcalde por el uso fraudulento que ha querido hacer de la justicia.

Lo dijo muy claro, pagaría la auditoría de su bolsillo.
Llegados a este punto, lo lógico sería que el Alcalde pidiera disculpas, no a mí, que no las necesito, a estas alturas de mi vida, de él no quiero nada; sino a los vecinos de Lanjarón, pues se ha gastado mas de 25.000 euros de todos ellos en intentar hacerme daño. 25.000 euros que podían haber servido para dar empleo o hacer arreglos en sus calles. A los vecinos de Lanjarón es a los que tiene que pedir disculpas, por gastarse de esa manera su dinero y por haberles mentido con tanta cara dura.

También, si conociera el significado de la palabra decencia, debería pagar de su bolsillo, tal y como prometió,  la “auditoría” totalmente falseada que hizo para justificar las denuncias.

Si conociera el significado de la palabra honestidad, dimitiría sin mas dilaciones.

El tiempo es, en la mayoría de las ocasiones, el mejor juez. El tiempo nos seguirá poniendo a cada uno en nuestro sitio. A Eric Escobedo también, que no lo dude.

Quiero aprovechar, una vez mas, para dar las gracias a todas las personas que han estado a mi lado durante estos cuatro años: a mi familia, a mis amigos y, sobre todo, a mis compañeros de partido en todos los niveles. A todos, gracias.

Salud y suerte.


miércoles, 1 de julio de 2015

Vicente del Bosque, Lance Armstrong y la Política de Lanjarón


El 11 de Julio de 2010, la selección Española se proclamaba, por primera y, hasta ahora, única vez en la historia, campeona del mundo de fútbol.

Consiguió ese enorme éxito de la mano de un seleccionador humilde y trabajador, un entrenador que dejaba todo el protagonismo y daba todo el mérito a los futbolistas. Un hombre de conducta recta, un hombre sereno y caval, que huye del personalismo, el exhibicionismo y la egolatría, Vicente del Bosque.

Aquella final, pese al buen juego de España, pese a la brillantez y genialidad de nuestros jugadores no fue fácil; el rival, Holanda, se extralimitó en sus formas, fue mas allá del juego bronco, jugó con verdadera violencia en muchos momentos del partido, se olvidó del balón y se centró, con exceso, en dañar  las piernas de los jugadores españoles.

Es fácil imaginar el orgullo, incluso la rabia, que cada uno de nosotros podíamos haber sentido en ese momento de haber estado en el pellejo de D. Vicente. Sin embargo, él no perdió su habitual talante, no perdió la calma y nos dejó dos frases que marcan muy bien su forma de entender el éxito:

“Esta final ha premiado el buen fútbol” y “El éxito sin honor es el mayor de los fracasos”. ¡Casi nada!

Vicente del Bosque ganaría dos años después una nueva Eurocopa con nuestra selección, pero fracasó estrepitosamente en el siguiente mundial, en el que se celebró en Brasil, y lo hizo, precisamente, sufriendo una goleada de Holanda, siendo derrotado por aquellos jugadores que tantas patadas y zancadillas  nos dieron en la final en la que conseguimos ser campeones.

El 18 de abril de 2005, Lance Armstrong, que había sido ganador de los últimos seis Tour de Francia, anunciaba, en rueda de prensa, que se retiraría del ciclismo profesional en el mes de julio de ese año tras finalizar su participación en el Tour.

Lance Armstrong ganó también el Tour de 2005 y se retiró en lo más alto. Era el primer ciclista en la historia que había conseguido ganarlo siete veces, además, el haberlos conseguido de forma consecutiva le daba una mayor dosis de mérito a esa gesta. 


Lance Armstrong se retiraba desde lo mas alto del pódium de unos Campos Eliseos abarrotados de gente, en lo más alto y habiendo sido totalmente invencible en los últimos siete años. Había sido implacable con sus rivales, soberbio, incluso egoísta. Con los miembros de su equipo fue autoritario y, algunos cuentan que hasta déspota, aunque, también hay otros que le siguen teniendo una admiración propia de un ser sobre natural.

Aunque en el año 2008, Lance Armstrong tuvo un intento fallido de volver a la competición profesional, su huella, hasta el año 2012, fue su dominio absoluto en el Tour de Francia desde el año 1999 al año 2005. Sus aplastantes e incontestables siete victorias. Esa era su leyenda. Sin embargo, el 23 de agosto de 2012, la Unión Ciclista Internacional le retiró todos sus títulos, los siete Tour se quedaban sin ganador, son Tour vacíos, son Tour en blanco. Lance Armstrong había confesado, eran ya demasiados los indicios que así lo apuntaban, que había ganado sus siete Tour dopado, que había hecho trampas. La reacción de la UCI pues, no podía ser otra. Lance Armstrong dejaba de existir para el ciclismo desde el año 1999 al año 2005.


Vicente del Bosque sigue siendo seleccionador nacional español; desde el descalabro del mundial de Brasil anda buscando una nueva identidad para su equipo, una nueva identidad que lo ponga en condiciones de poder aspirar a ganar otro mundial. Yo lo veo difícil. Mas bien, creo que D. Vicente se retirará después de la próxima Eurocopa con un solo mundial en su haber, que es mucho; ganar un mundial es mucho y con España, mucho más.

Lance Armstrong hoy no es nadie en el ciclismo, un tramposo que nos hizo creer que estaba entre los mas grandes de la historia pero cuyo nombre ha sido borrado de los libros que cuentan las grandes gestas de este épico deporte.

Así es la vida, el tiempo nos va poniendo a cada uno en el lugar que nos corresponde.

La verdad, no sé, a santo de qué me he puesto yo a escribir de deporte esta tarde si este es un blog donde se habla de política y, mas concretamente, de política de Lanjarón, pero es que, últimamente, cada vez que pienso en la política de Lanjarón, me acuerdo de Vicente del Bosque y de Lance Armstrong. ¿Qué le vamos a hacer? Las cosas de uno.

Un abrazo.


martes, 16 de junio de 2015

Crónica de la toma de posesión. Dos Partidos, dos mundos, dos épocas

Por motivos obvios, no asistí a la toma de posesión de la nueva Corporación Municipal. He escuchado una grabación de la misma, he intercambiado impresiones con algunos asistentes y con mis compañeros que tomaron posesión como Concejales. Si algo me ha quedado claro es que el Partido Popular de Lanjarón, con Eric Escobedo al frente, vive en otro tiempo, un tiempo pasado que no es, para nada, el mas luminoso y próspero que ha tenido este país, el del Nacional-Catolicismo.

El primero de los discursos, bajo mi punto de vista, lo pronunció alguien que no abrió la boca, que no dijo nada y que no tomó, porque no ha sido elegido para ello, acta de Concejal. Herbert Troll, el que fuera candidato a la Alcaldía por GANEMOS en las últimas elecciones municipales apareció vestido de amarillo y con una pegatina de la empresa pública CORREOS en el pecho. Creo que su indumentaria era, en sí misma, un discurso lleno de contenido.

La segunda sorpresa de la sesión la protagonizaron los Concejales Socialistas que prometieron la Constitución, como debe ser; y lealtad al Jefe del Estado, como también debe ser; pero diciéndolo así, al Jefe del Estado. A mí, sinceramente, me parece mas acertada esta fórmula puesto que el Rey es Jefe del Estado porque así lo dispone la Constitución, mientras que Rey lo es por haber sido hijo de otra persona que también ha sido Rey. Al Jefe del Estado, todos le debemos lealtad y, mientras nuestra Constitución diga que el Jefe del Estado es un Rey, pues se le debe a un Rey, pero no por ser Rey, sino por ser Jefe del Estado.

Los Concejales del PP juraron el cargo todos, excepto uno que lo prometió, no estoy en condiciones de explicaros a que se debió esa disidencia.

Una vez tomada posesión del cargo por parte de los Concejales, se procedió a la elección de Alcalde y, como era previsible, el actual regidor renovó su mandato con los votos a favor de sus seis concejales y el suyo propio.

Luego vinieron los discursos. He podido escuchar y leer el que pronunció Raul en nombre del Partido Socialista. Para mí es magistral.  Leerlo y escucharlo me reafirma en que he tomado la decisión acertada dejando paso a nuevas personas. (Espero que lo publique en algún sitio y podáis leerlo todos, merece la pena). Raul ofreció consenso en las materias que lo hemos venido ofreciendo en los últimos años: Polígono Industrial, Creación de Empleo, reparto del empleo municipal, reactivación turística, defensa de los servicios esenciales como la educación, la sanidad, la dependencia. Raul enumeró, sin dejar ningún tema en el tintero, cuales son los retos de futuro a los que se enfrenta Lanjarón y ofreció también mano tendida para trabajar desde el PSOE por su consecución. Pero también dejó muy claro, que el respeto por los derechos fundamentales básicos no es negociable, la igualdad de todos los ciudadanos, la libertad de prensa, la libertad religiosa, la libertad política y de conciencia, eso no es negociable. Muy bien.

Mención aparte merece el capítulo de agradecimientos realizado por Raul; habla muy a las claras de quien es él, deja patente su altura de miras, su talante democrático, su integridad ética y su inteligencia. Tuvo agradecimientos para personas que fueron Concejales de la UCD o PP como José Orantes o Antonio Vega, recientemente fallecidos, a Concejales del PSOE como Francisco Rodríguez que está pasando un momento de salud muy, pero que muy difícil, a José Aguilera, a José Villaverde o a Juan José Gallardo. Agradecimientos muy merecidos. Como merecido era que alguien ¡por fin! tuviera un reconocimiento para el último Alcalde republicano de Lanjarón, Francisco Gálvez Peralta; Alcalde democrático que fue fusilado por defender la libertad y sus ideas socialistas. Alguien a quien le arrebataron su vida por hacer lo que otros hacemos ahora, defender nuestras ideas con nuestra conciencia y nuestra palabra. Era un acto de justicia. Con eso solo, Raul se ha ganado tener ya un lugar en la mejor de las páginas de la historia de los Plenos de nuestro Ayuntamiento.
Pero, si este agradecimiento no gustó nada a ciertos sectores de la derecha allí congregados, hubo otro que parece que a nuestro Alcalde le gustó menos. Raul agradeció su labor a los Alcaldes de la democracia que habían tenido conciencia democrática, y nombró a Francisco Vega, a José Antonio Ramos y a Mariano Ruiz.

No le debió gustar mucho este agradecimiento a nuestro Alcalde porque luego, en su turno de palabra, dijo que él se lo iba a gradecer a todos y no solo, como había hecho Raul a los suyos. Cuando escucho esto en la grabación, me sorprendo, ¡Francisco Vega, Antonio Vega, José Orantes, no eran del PSOE, eran de su partido! Acto seguido, dió su agradecimiento a José Rubio. Entonces lo entendí todo. Al decir que Raul solo agradecía a los suyos, nuestro Alcalde no se refería a los del PSOE, sino a los demócratas, al agradecerle él a José Rubio su labor, a un Alcalde que ha sido condenado por hacer trampas en unas elecciones, estaba dejándolo claro, él también agradece su labor los que no son demócratas y esos son los suyos frente a los que, según él, son los de Raul, los demócratas. No era una cuestión de siglas, era una cuestión de principios.
Más allá de eso, el discurso del Alcalde no ofreció nada en lo político, ni una propuesta, ni un proyecto, nada. Dijo que iba a seguir como hasta ahora, esperemos que no, esperemos que mejore en algo.

Y como en lo político no tenía mucho que decir, pues se dedicó a lo religioso, dando las gracias a San Sebastián y a un crucifijo que tiene en su despacho. En fin, desde el respeto a las creencias religiosas de cada cual; deberíamos ir asumiendo que cada cosa tiene lugar. Que el Pleno del Ayuntamiento representa a todos los ciudadanos y que el Alcalde no puede hacer este tipo de agradecimientos ahí porque él representa a los católicos, a los musulmanes, a los judíos, a los budistas, a los agnósticos, a los ateos, a todos. Si  quiere hacer agradecimientos religiosos de acuerdo a sus creencias, algo a lo que también tiene derecho; una vez terminado el Pleno, se acerca a la iglesia y allí da las gracias, pero no hay que mezclar lo político con lo religioso, no hay que olvidar que estamos en un Estado Aconfesional, lo dice la Constitución y él acababa de jurarla. Claro que la Constitución también garantiza el respeto a la integridad física de todos y él apoya las agresiones si son a familiares míos, también garantiza la libertad de prensa y él veta a TeleLanjarón, garantiza el derecho al honor y él lleva años calumniándome y difamándome.  ¿Se habrá leído si quiera la Constitución? ¿Sabrá lo que ha jurado?

Terminada la sesión plenaria, los seguidores del PP se fueron a celebrarlo a la piscina municipal. Un Partido Político no debe celebrar estas cosas en instalaciones municipales que son de todos y mantenemos entre todos con nuestros impuestos. Supongo, que la bebida y la comida la pagaron ellos de su bolsillo, ¡faltaría mas!; pero no queda bien que unas instalaciones, que son de todos, se usen para fiestas de un partido. Las instalaciones públicas las han de usar los Partidos en la campaña electoral, autorizadas por la Junta Electoral, para dar sus mítines y, fuera de campaña, a lo largo de la legislatura para aquellos actos informativos que decidan hacer. Celebrar fiestas de Partido en instalaciones municipales da muy mala imagen y puede dar lugar a muchos equívocos (y no voy a entrar en la legalidad del tema). Además, hay que decir que la electricidad, el agua y otros gastos de ese día, sí los pagamos, en teoría al menos, todos los vecinos de Lanjarón. Pero, en fin, eso es lo que hemos tenido, lo que tenemos y lo que nos espera cuatro años más; el Ayuntamiento convertido en un cortijo y nuestro Alcalde rindiendo homenaje a un condenado por fraude electoral. Suerte que Raul, en nombre de los socialistas de Lanjarón, defendió con muchísima dignidad los valores y principios de nuestra democracia.

Un abrazo.

viernes, 12 de junio de 2015

Mañana no tomaré posesión como Concejal. Las Razones

Mi primer acta de Concejal. Año 2003
Mañana, día 13 de Junio, se constituye la nueva corporación municipal y, por primera vez en doce años, yo no formaré parte de ella. Aunque, con 907 votos de los vecinos de Lanjarón, resulté elegido Concejal para un nuevo mandato, este martes pasado hice efectiva mi renuncia a continuar en el cargo.

En esta decisión, que no es fácil y que no he tomado, para nada, a la ligera, sino de forma muy meditada, ha pesado, sobre todo, como siempre en mi trayectoria política en Lanjarón, el interés general de nuestro pueblo y sus vecinos.

Durante toda la campaña electoral, he repetido, por activa y por pasiva, que Lanjarón necesita mas diálogo, que Lanjarón necesita mas consensos, menos divisiones y, en algunos temas, unidad. La discrepancia es la esencia de la democracia, pero la democracia ha de ser el instrumento para tener una convivencia lo mas sana y provechosa posible en sociedad. Para, desde la discrepancia, crear acuerdos y lograr progresos.

Desgraciadamente, desde el año 1999, desde que Pepe Rubio asumió la Alcaldía, el PP viene practicando un tipo de política de “estás conmigo o contra mí” la división de los vecinos de nuestro pueblo no ha hecho sino aumentar, acrecentándose de forma peligrosa durante el mandato de Eric Escobedo.

Quien quiera hacer el esfuerzo, puede leer las actas de los plenos de estos dieciséis años o ver los plenos grabados por TeleLanjarón durante mi mandato como Alcalde, y podrá comprobar que si no ha habido diálogo, si la división entre los vecinos se ha acrecentado día a día, ha sido solo responsabilidad del PP. Pepe Rubio no quiso dialogar ni con José Antonio Ramos que fue nuestro portavoz durante una parte de su primer mandato, ni con Encarni Tito que fue nuestra portavoz hasta 2007, ni conmigo que fui Alcalde de 2007 a 2011 ni con Jorge Vega, Juan Rodríguez o José Antonio Casares que fueron los portavoces que tuvo el PA en ese periodo histórico de nuestro pueblo. No solo no quería dialogar sino que trataba con insultos y voces a todo el que le llevaba la contraria.

Aunque esto es así y es fácil de comprobar, el PP y Eric Escobedo no hacen otra cosa que responsabilizarme a mí manipulando la realidad y contando mentiras. Pues bien, yo doy un paso atrás, a ver si así se crea el clima de dialogo y convivencia que creo tan necesario para sacar a Lanjarón de la situación de crisis y estancamiento en la que está sumida.

Somos Concejales, estamos en política, para ayudar a los demás. Yo, desde el año 2003, que fui elegido Concejal por primera vez, siempre he sentido que lo era para ser útil a mi pueblo y sus vecinos. La última legislatura, con Eric Escobedo de Alcalde, con su cerrazón a dialogar conmigo, con su inquina personal hacia mí, que ha traspasado lo político, que ha llegado a lo personal, intentando hacer daño incluso a mi familia; ha sido una legislatura totalmente frustrante. No tiene sentido, por tanto, que la legislatura que empieza mañana sea una continuación exacta de la que termina hoy. Hacer de la legislatura que empieza una fotocopia exacta de la que finaliza, no es útil en absoluto para Lanjarón y, convencido de ello, con mi renuncia trato de evitarlo.

Acta de Concejal de 2007.
La mas especial. Con la que fuí Alcalde
Ha sido mucho el daño personal que se me ha tratado de hacer, pero siempre me lo he tragado porque, cuando eres un representante público, lo personal ha de ser lo último, lo primero han de ser el pueblo y sus vecinos; y tragándome el daño que se me intentaba hacer, pleno tras pleno, ofrecía dialogo; ofrecimiento que ha sido siempre inútil.

Como os he dicho antes, no han querido diálogo con ninguno de los portavoces que han tenido enfrente y tengo pocas esperanzas de que lo quieran tener con la persona que me suceda, pero hay que intentarlo y si eso es a costa de sacrificarme yo, no me importa.

Por otro lado, Eric Escobedo tiene que empezar a dar cuentas de su gestión, ya lleva cuatro años de Alcalde. Durante la anterior legislatura, siempre que se le pedían explicaciones, su respuesta era pedírmelas a mí sobre mi gestión cuando fuí Alcalde. Pues bien, estoy enormemente orgulloso de mi gestión como Alcalde, ahí está toda la Calle principal remodelada, con infraestructuras modernas y de calidad, suministro de agua, saneamiento, instalación eléctrica, telecomunicaciones, contenedores soterrados, ¿mejorable estéticamente? sí, pero ellos no han hecho nada en cuatro años para mejorarla. Ahí está el centro de educación infantil, las aulas de formación de adultos, el Museo del Agua, ¿que también era muy mejorable? sí, pero que ellos lo han matado. El Museo de la Miel; los kilómetros de carriles asfaltados (Cortijo del Cura 2ª fase, Barranco Juan Bueno, Mimbrón –Chaparra 2ª fase, Mezquerina, Hoya del Grillo y dejamos preparados el de la Forestal y el del Secano). Ahí está la finalización de la piscina que ellos nos dejaron inaugurada por tres veces, pero sin piscina infantil, si terraza y sin bar. Ahí está la Casa de la Mujer, el Centro de Día que no han querido terminar, los solares para la nueva Residencia, los solares para el nuevo cementerio, el nuevo camión de la basura, la nueva máquina barredora. Ahí está, lo que ellos llaman ahora la “joya de la corona”, el Pabellón Polideportivo Cubierto que conseguimos nosotros tras renunciar a hacer la penosa pista polideportiva cubierta que quería hacer el PP. Pabellón del que ellos sacan mucho pecho ahora, pero que ni consiguieron, ni diseñaron, ni adjudicaron las obras, ni tramitaron ningún papel para hacerlo posible, que se lo dejamos con las obras iniciadas para que ellos le pusieran la placa de inauguración.

No solo puedo estar orgulloso de los logros, sino de como se consiguieron. Toda mi gestión ha sido sometida al escrutinio de la justicia, toda. Y la justicia ha dejado claro que todo se hizo de forma limpia y legal. Que te investiguen toda tu gestión es doloroso, pero que, después de ello, no quepa duda alguna de tu honradez es un orgullo que yo puedo llevar a gala y que otros ya no pueden tener ni podrán tener nunca.

Acta de Concejal de 2011.
Como os digo, estoy orgulloso de la labor que ha realizado el PSOE conmigo al frente en estos años, tanto en el gobierno como en la oposición. Pero no es asumible que cada vez que al Alcalde actual se le pidan explicaciones de su gestión en un Pleno, yo tenga que andar explicando la mía. Desde mañana, formo parte de la historia y Eric Escobedo debe empezar a dar explicaciones de su gestión. Él es el Alcalde ahora y debe empezar a dar cuentas de lo que hace, desde mañana, como digo, mi gestión es historia. Ahora ya no toca hablar de Mariano Ruiz, ahora toca hablar de Eric Escobedo.

Quiero dejar claro, por último, una cosa: Dejo de ser Concejal, dejo de ser Portavoz, no dejo la política, ni el PSOE. Seguiré trabajando por el progreso de nuestro pueblo desde donde mis compañeros me pidan y, por supuesto, seguiré escribiendo en este blog y dando mis opiniones libres y sinceras sobre la realidad política. No lo dejo, solo cambio de lugar.

Acta de Concejal de 2015.
A la que he renunciado.
Y, por supuesto, no quiero despedir este artículo sin dar las gracias a todas las personas que han confiado en mí todos estos años, a todas las personas que me han apoyado en los momentos duros vividos en los últimos cuatro, a todos aquellos que en los últimos días me animaban a seguir y, sobre todo, a mi familia, a mis padres, por todo, por dármelo todo desde el primer aliento de vida, por sacrificarse tanto para que estudiara, para que pudiera hacer la carrera que me gustaba, por tantos sacrificios, por tantas renuncias; por inculcarme unos valores y unos principios, por enseñarme a respetar, por darme educación y cultura. A mis hermanos, que son un lujo de personas; a María, mujer firme donde las haya, inteligente, trabajadora, y cabal; a mi hermano Jose, puntal necesario en todo lo que me propongo, inmejorable compañero, puntal inquebrantable. A mi hermano Luis que se llevó la peor parte de todo sin tener culpa de nada. A mi mujer, a Noelia, que siempre me ha apoyado, que siempre me ha ayudado, que ha sufrido todo conmigo en primera persona, a ella, que jamás ha querido un minuto de protagonismo que, haciendo tantos sacrificios para que todo fuera posible, siempre ha evitado salir en la foto y sentarse en la primera fila. Y a dos personas que sé que no me van a leer hoy, a mis dos hijos, porque, aunque ellos aun no lo saben, le han dado sentido a todo.

Un fortísimo abrazo a todos de todo corazón.

PD: Guardo mis cuatro actas de Concejal con cariño y orgullo, como el mas preciado de mis títulos, porque son reflejo de la voluntad de mis vecinos, de su confianza en mí y de los mas importantes valores democráticos, esos por los que tantas personas se dejaron la vida.

Ha sido un verdadero honor haberos representado. El más grande.


lunes, 25 de mayo de 2015

Las urnas han hablado. Cuatro años mas de PP.

Quiero empezar este artículo agradeciendo a los/as 907 vecinos y vecinas que, de forma totalmente libre, nos han dado su apoyo. 907 votos que han votado únicamente con la esperanza de un Lanjarón mejor, sin otro interés que ese.

Quiero agradecer a todos los miembros de la candidatura el trabajo realizado, la entrega, el sacrificio, la honradez y la limpieza demostrada. Cuando construimos el Equipo pensaba que éramos las mejores personas que podíamos gobernar Lanjarón y hoy estoy, aun, mas convencido de ello.

Como demócrata convencido, debo aceptar el veredicto de las urnas. Como demócrata convencido, debo reconocer que el PSOE de Lanjarón no ha sido capaz de hacer llegar a la ciudadanía el proyecto de futuro que representaba, y siempre ha representado, nuestra candidatura. Como me decía el otro día un vecino en el puerta a puerta, todos los proyectos de futuro que ha tenido Lanjarón en los últimos veinte años (Instituto, Variante, Centro Infantil, Pabellón, Museos, Aulas de Formación, Centro de Día, Polígono Industrial) tienen el trabajo de los socialistas y la placa de un Alcalde del PP (aquellos que no han paralizado, claro). Esto es así.

También quiero agradecer, los incontables, whasApp, llamadas de teléfono, mensajes privados de facebook, abrazos y besos que he recibido toda la noche y que sigo recibiendo esta mañana. A toda la gente que vino a la sede del PSOE, solo a estar conmigo, ¡que grandes sois! Eso es lo que mas vale, porque la política pasa, pero quedan las personas. El cariño de tantos amigos y amigas es lo mas importante.

Como demócrata convencido que soy, me gustaría felicitar a la candidatura ganadora, pero, desgraciadamente no puedo hacerlo.

No puedo felicitar a alguien que ha tratado, no solo de inhabilitarme, sino que me ha solicitado siete años de cárcel a sabiendas de que era inocente.

No puedo felicitar a alguien que ha ido al juzgado a apoyar a quienes dieron una paliza a mi hermano.

No puedo felicitar a quien ha apoyado, incluso en el juzgado, a las personas que me han insultado y amenazado a mí o a mi familia.

No puedo felicitar a quien utiliza mensajes de personas que se esconden tras seudónimos para calumniarme e insultarme.

No puedo felicitar a quien no permite que los medios de comunicación privados, como TeleLanjarón, graben los plenos para que todos los vecinos puedan verlos en los televisores de sus casas, vulnerando, con ello, el derecho fundamental a la libertad de prensa.

No puedo felicitar a quien usa la radio municipal solo para hablar él y su Equipo de Gobierno, vetando al resto de grupos la posibilidad de hacer llegar a todos los vecinos sus opiniones a través de un medio que es de todos. A quien utiliza una radio, pagada por todos, en beneficio propio y de su partido; vulnerando el pluralismo político que debe haber en todas las emisoras públicas y que es uno de los valores fundamentales consagrados en el artículo 1 de nuestra Constitución.

No puedo felicitar a quien, durante cuatro años, nos ha negado sistemáticamente el derecho a ver expedientes municipales a los Concejales de la Oposición. Algo que es nuestro derecho como representantes públicos en un sistema democrático.

No puedo felicitar a quien da mitines con una persona condenada por fraude electoral, porque, con ello, demuestra que para él, la democracia no vale nada. 

No puedo felicitar a quien ha sido sancionado en dos ocasiones por la Junta Electoral de Zona por no cumplir con la ley electoral que sí hemos cumplido las otras tres candidaturas.

No puedo felicitar a quien reparte el trabajo municipal de la manera que se reparte en el Ayuntamiento de Lanjarón, condenando a familias necesitadas a no trabajar un solo día en cuatro años, solo por tener ideas distintas.

No puedo felicitar a quien, ante el error de la Junta Electoral de validar dos sobres distintos, le da publicidad para que los vecinos se sientan cohibidos a la hora de votar. Porque diga él lo que diga, al único que un vecino puede tener miedo es a quien gobierna, los que estamos en la oposición, poco podemos hacer, si es que nuestra ética nos lo permitiera, para castigar a un vecino que no nos vota. Él sí lo puede hacer y lo hace. Por eso, dar publicidad a que había dos sobres distintos, era dar un mensaje de "os estoy vigilando".

A partir de hoy, tendremos cuatro años mas de Partido Popular en Lanjarón, haya sido de la forma que haya sido, se hayan empleado las tácticas que se hayan empleado, las urnas dicen eso. Cuatro años de un Partido Popular mas fuerte y crecido. Esperemos que lo hagan bien en beneficio de todos. Esperemos que no interpreten este resultado como un cheque en blanco para profundizar en lo peor de sus políticas.

A partir de hoy, el PSOE de Lanjarón comienza un período de reflexión para mejorar todo lo que haya que mejorar, todo, una vez mas, para hacer el mejor servicio posible a Lanjarón y su vecinos. Siempre Lanjarón.

Yo, personalmente, seguiré estando siempre a disposición de los vecinos de este pueblo. De aquellos vecinos que quieran un Lanjarón libre y democrático, donde todos seamos tratados por igual, donde los medios de comunicación privados puedan hacer su trabajo libremente, donde los medios de comunicación públicos estén al servicio de todos, donde a nadie se le "condene" a no trabajar por tener ideas distintas al que gobierna. Siempre estaré para trabajar por un pueblo de todos, en el que como vecinos convivamos y nos ayudamos. Un pueblo, en el que como vecinos, seamos, en la medida de lo posible, amigos.

Mi compromiso con mi pueblo va mas allá de la política y de los votos que saque, es un compromiso mucho mas fuerte que todo eso, es el compromiso con el trabajo de mis antepasados y con el futuro de mis hijos.

Muchas gracias.

viernes, 22 de mayo de 2015

Diario de Campaña Día 14. La Polémica de los sobres

Resulta que la Junta Electoral, que es quien tiene que garantizar la limpieza del proceso electoral y que todas las fuerzas políticas concurramos a él en igualdad de condiciones, parece ser que ha validado dos tipos de sobres. 

Ante este hecho, que deja en bastante mal lugar a la Junta Electoral, y que ya ha pasado mas veces; nuestro Alcalde se ha dedicado a darle publicidad en las redes sociales. Eso sí, echándonos la culpa a los socialistas, diciendo que lo hacemos nosotros para marcar a la gente, que lo hacemos con la intención de que el voto no sea libre y secreto.

Yo me pregunto. ¿Gano yo algo como candidato del PSOE con esta situación? ¿Gana algo mi Partido? En caso de que mi ética me lo permitiera, que no me lo permite, ¿puedo yo tomar algún tipo de medida contra aquel que no me vote? Claramente, no. A un Partido de Oposición es a quien mas le interesa que el voto sea libre y secreto porque los vecinos a quien temen, y en Lanjarón mas, es a quien gobierna. 

También me pregunto. Si Eric Escobedo está tan preocupado porque el voto sea libre, ¿por qué da tanta difusión a que los sobres son diferentes? No sería mejor no asustar a la población con estas publicaciones. Si nadie lo supiera, nadie lo tendría en cuenta a la hora de votar. ¿No nos estará diciendo el Alcalde justo lo contrario de lo que parece decir? ¿No nos estará diciendo que él va a saber perfectamente quien vota al PSOE y que va a tomar represalias contra él? ¿Quien ha demostrado, durante sus años de mandato, que premia y castiga a la población según el sentido de su voto? 

Desde luego, en un régimen semidictatorial como el que vivimos en Lanjarón es a los socialistas a quien no nos beneficia esta situación, pero aun así, no nos vamos a dar por vencidos. Votad con el sobre del color que queráis pero votad contra el autoritarismo y la arbitrariedad del PP de Lanjarón. Y hacedlo tranquilos, porque ya no van a poder tomar represalias contra vosotros, porque van a perder y, a partir del lunes 25, todos los vecinos de Lanjarón empezaremos a ser tratados por igual, hayamos votado a quien hayamos votado. Ese es nuestro compromiso.

Admira la educación con la que
se expresa nuestro Alcalde
Y sí, los socialistas nos llenamos la boca de campaña limpia y democrática. Hemos realizado una campaña muy austera, sufragada únicamente con las aportaciones de nuestros militantes, con materiales que nos hemos hecho nosotros mismos con nuestra creatividad y saber hacer. ¿Puede el PP justificar de donde ha sacado dinero para ese derroche de carteles, ese lujo de revistas y esos video-documentales hechos por profesionales? Estaría bien que nos presentaran las facturas al finalizar la campaña.

Y sí, los socialistas nos llenamos la boca de campaña limpia porque a ninguno de nosotros nos han condenado a veinte días de cárcel por hacer trampas como ha hecho la justicia con Pepe Rubio; porque a ninguno de nosotros nos han multado con 300 euros por hacer campaña en periodo prohibido, a Eric Escobedo, sí. Y a ninguno de nosotros nos han multado con 600 euros por hacer un uso partidista de la Radio Municipal, a Eric Escobedo, sí.

Nosotros no hacemos trampas, el PP sí. A nosotros, como oposición, nos interesa que el voto sea libre y secreto. Y será libre y secreto porque tú vas a votar a quien quieras en el sobre que quieras. Porque estamos en una democracia madura y estos comentarios del Alcalde no te van a intimidar.

Un saludo y, ahora mas que nunca, a luchar por la democracia en Lanjarón.

Como véis, nuestro sobre está validado por la Junta Electoral